Sipse Noticias. México, el séptimo país con más decesos por Covid-19.

24 junio, 2020

Coronavirus

SIPSE Noticias.- Con más de 23 mil muertos, México superó todos sus pronósticos iniciales sobre la Covid-19, cuya propagación no da señales claras de descenso y obligó a aplazar los planes de reapertura económica en la capital.

El país, de 127 millones de habitantes, se mantiene como el séptimo con más fallecidos al registrar hasta este más de 23 mil, mientras los contagios suman más de 190 mil.

Inicialmente, la Secretaría de Salud estimó un máximo de 8 mil decesos. Ahora pronostica hasta 35 mil, con lo que superaría a Francia, España e Italia de mantenerse la tendencia a la baja en Europa.

“La epidemia todavía no se acaba no hay que pensar que la epidemia se puede suspender súbitamente”, alertó el fin de semana Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud a cargo de la estrategia contra el nuevo coronavirus.

Si bien desde el 8 de junio se moderó el ritmo de contagios, el funcionario pidió “paciencia” porque “aún es muy temprano para pensar en un descenso”.

Este mes, el país inició una tímida reactivación en las industrias automotriz, minera y de construcción, así como de pequeños comercios.

En la capital, la ciudad más poblada y afectada con más de  5 mil muertos, y mayor polo económico, se retrasó una semana la reapertura parcial de restaurantes, hoteles, centros comerciales y servicios religiosos, prevista para este lunes.

“No era el momento de volver, se necesitan al menos dos semanas de cifras a la baja”, dice Alejandro Macías, epidemiólogo que en 2009 dirigió la estrategia contra el virus H1N1.

Pero el margen de maniobra es mínimo, reconoce Macías, dada la elevada informalidad económica de México, donde “hay millones que comen mañana con lo que ganan hoy”.

Según cifras oficiales, 56 por ciento de mexicanos económicamente activos trabajan en la informalidad. El PIB podría contraerse 8.8 por ciento en 2020.

En tanto, las funerarias de la metrópoli empiezan a notar una reducción en la demanda de servicios, tras verse saturadas en mayo.

En el Valle de México, la zona metropolitana que aglomera a 22 millones de personas, los pedidos de servicios funerarios “ya han bajado” y ahora se distribuyen en todo el país, según el vicepresidente de la Asociación Nacional de Directores de Funerarias, Roberto García.